Hiperión o el eremita en Grecia de Hölderlin

» Tampoco nosotros, Diotima, tampoco nosotros estamos separados y las lágrimas que pueda derramar por ti no comprenden eso. Nosotros somos notas vivas, ¿acaso no sonamos en tu armonía, naturaleza? ¿Quién podría romper nuestra unión? ¿Quién podría separar a los que se aman?…

» Oh, alma, alma. Tú, belleza del mundo indestructible, tú, fascinante con tu eterna juventud. Tú existes, ¿qué es entonces la muerte y todo el dolor de los hombres?… Ah, ¡cuántas palabras huecas y cuántas insensateces se han dicho! Sin embargo, todo lo que acaece busca el placer y todo termina en la paz.

» Las disonancias del mundo son como una disputa de amantes. En la lucha ya se intuye la reconciliación y todo lo que está separado vuelve a encontrarse.

» Las venas se dividen, mas vuelven al corazón, pues todo es una única, eterna y ardiente vida».

Eso fue lo que pensé, amado Belarmino. La próxima vez te hablaré más acerca de ello. [1]

EPÍLOGO. HIPERIÓN A BELARMINO

Oh, Belarmino, fiel y adorado amigo, ahora, luego de estos largos meses de estancia entre comerciantes, obreros y burócratas; ahora que tengo que ganarme el pan y la subsistencia con mi trabajo, pues los ahorros que me quedaban de la herencia maldita de mi padre, hace tiempo que se acabaron, y tus entrañables remesas, que recibo regularmente… ¡gracias, hermano, camarada ferviente, por tu fidelidad y comprensión!… no son suficientes para mi sustento; ahora sé que fueron las palabras mías las más huecas de todas y mis insensateces las más desatinadas de todas.            

Ahora sé bien que lo que se separa no se une, que la muerte y el desaliento todo lo cubren y lo consumen. Que no hay reconciliación posible para los heridos fatalmente por el ideal de la belleza y de lo absoluto. Que acaso estemos verdaderamente locos de atar, pues, aun sabiéndolo, persistimos en nuestra locura, y merezcamos, por ello, ser sentenciados a pena eterna, por imbéciles y mentecatos. Salud y cordura, amigo mío. Es el fin.


[1] Traducción de Miguel Salmerón. Gredos 2003

🤞 ¡No te pierdas nada!

Todas las nuevas entradas al blog y noticias de Matías Escalera

¡No hacemos spam!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *